#LaFamiliaImporta

Fundación Jezreel "Sembrando Futuro y Conciencia"

Principios Eternos para Familias Saludables

Fundación Jezreel "Sembrando Futuro y Conciencia"

Rescatando la Institución Familiar como Base Fundamental de la Sociedad

Fundación Jezreel "Sembrando Futuro y Conciencia"

Difundiendo Valores en las Familias de Venezuela y el Mundo

Fundación Jezreel "Sembrando Futuro y Conciencia"

Rescatemos la Familia #LaFamiliaImporta

lunes, 7 de mayo de 2018

¿Águila o Pato?



Rodrigo estaba haciendo fila para poder ir al aeropuerto. Cuando un taxista se acercó, lo primero que notó fue que el taxi estaba limpio y brillante. El chofer bien vestido con una camisa blanca, corbata negra y pantalones negros muy bien planchados, el taxista salió del auto dio la vuelta y le abrió la puerta trasera del taxi. Le alcanzó un cartón plastificado y le dijo: yo soy Willy, su chofer. Mientras pongo su maleta en el portaequipaje me gustaría que lea mi Misión.

Después de sentarse, Rodrigo leyó la tarjeta: Misión de Willy: “Hacer llegar a mis clientes a su destino final de la manera más rápida, segura y económica posible brindándole un ambiente amigable”.

Rodrigo quedo impactado. Especialmente cuando se dio cuenta que el interior del taxi estaba igual que el exterior, ¡¡limpio sin una mancha!

Mientras se acomodaba detrás del volante Willy le dijo, “Le gustaría un café? Tengo unos termos con café regular y descafeinado”. Rodrigo bromeando le dijo: “No, preferiría un refresco” Willy sonrío y dijo: “No hay problema tengo un hielera con refresco de Cola regular y dietética, agua y jugo de naranja”. Casi tartamudeando Rodrigo le dijo: “Tomaré la Cola dietética”

Pasándole su bebida, Willy le dijo, “Si desea usted algo para leer, tengo el Reforma, Esto, Novedades y Selecciones…”

Al comenzar el viaje, Willy le paso a Rodrigo otro cartón plastificado, “Estas son las estaciones de radio que tengo y la lista de canciones que tocan, si quiere escuchar la radio”.

Y como si esto no fuera demasiado, Willy le dijo que tenía el aire acondicionado prendido y preguntó si la temperatura estaba bien para él.

Luego le avisó cual sería la mejor ruta a su destino a esta hora del día. También le hizo conocer que estaría contento de conversar con él o, si prefería lo dejaría solo en sus meditaciones.

“Dime Willy, -le pregunto asombrado Rodrigo- siempre has atendido a tus clientes así?”

Willy sonrió a través del espejo retrovisor. “No, no siempre. De hecho solamente los dos últimos dos años. Mis primero cinco años manejando los gaste la mayor parte del tiempo quejándome igual que el resto de los taxistas. Un día escuche en la radio acerca del Dr. Dyer un “Gurú” del desarrollo personal. El acababa de escribir un libro llamado “Tú lo obtendrás cuando creas en ello”. Dyer decía que si tú te levantas en la mañana esperando tener un mal día, seguro que lo tendrás, muy rara vez no se te cumplirá. Él decía: Deja de quejarte. Se diferente de tu competencia. No seas un pato. Sé un águila. Los patos solo hacen ruido y se quejan, las águilas se elevan por encima del grupo”.

“Esto me llego aquí, en medio de los ojos”, dijo Willy. “Dyer estaba realmente hablando de mí. Yo estaba todo el tiempo haciendo ruido y quejándome, entonces decidí cambiar mi actitud y ser un águila. Mire alrededor a los otros taxis y sus chóferes… los taxis estaban sucios, los chóferes no eran amigables y los clientes no estaban contentos. Entonces decidí hacer algunos cambios. Uno a la vez. Cuando mis clientes respondieron bien, hice más cambios”.

“Se nota que los cambios te han pagado”, le dijo Rodrigo.

“Si, seguro que sí”, le dijo Willy. “Mi primer año de águila duplique mis ingresos con respecto al año anterior. Este año posiblemente lo cuadruplique. Usted tuvo suerte de tomar mi taxi hoy. Usualmente ya no estoy en la parada de taxis. Mis clientes hacen reservación a través de mi celular o dejan mensajes en mi contestador. Si yo no puedo servirlos consigo un amigo taxista águila confiable para que haga el servicio”.

Willy era fenomenal. Estaba haciendo el servicio de una limusina en un taxi normal.

Posiblemente haya contado esta historia a más de cincuenta taxistas, y solamente dos tomaron la idea y la desarrollaron. Cuando voy a sus ciudades, los llamo a ellos. El resto de los taxistas hacen bulla como los patos y me cuentan todas las razones por las que no pueden hacer nada de lo que les sugería.

Willy el taxista, tomo una diferente alternativa: El decidió dejar de hacer ruido y quejarse como los patos y volar por encima del grupo como las águilas.

No importa si trabajas en una oficina, en mantenimiento, eres maestro, un servidor público, "político", ejecutivo, empleado o profesionista, ¿Cómo te comportas? ¿Te dedicas a hacer ruido y a quejarte? ¿Te estás elevando por encima de los otros?

Recuerda: ES TÚ DECISIÓN Y CADA VEZ TIENES MENOS TIEMPO PARA TOMARLA.

sábado, 5 de mayo de 2018

AUXILIO!!! MAMÁ Y PAPÁ LLEGAN A CASA ESTRESADOS…

AUXILIO!!! MAMÁ Y PAPÁ LLEGAN A CASA ESTRESADOS…
Consejos para que tu hogar no se convierta en un ring de boxeo

Si eres de los que al llegar a casa sientes como que estás en el lugar equivocado, este artículo es para ti…

Estamos viviendo en un mundo acelerado donde el estrés y el mal humor muchas veces se apoderan de nosotros y nuestros seres queridos terminan pagando las consecuencias de nuestro estado emocional. No hay nada que nos aleje más de nuestra pareja o hijos que hacer de nuestro hogar un ring de boxeo. A continuación te daremos unos pequeños tips para que conviertas tu hogar en un lugar acogedor y armonioso.



Lo que paso afuera, se queda afuera

Fuera de casa corremos el riesgo de ser violentados, atropellados por funcionarios públicos, maltratados por un jefe abusador, dejados por un transporte, etc; sin embargo, es decisión nuestra el cómo afrontaremos cada una de esas situaciones. Todo es cuestión de actitud, sea lo que sea que hayas experimentado fuera de casa no es culpa de quienes viven bajo tu núcleo familiar, así que no es justo que ellos paguen las consecuencias de tu estado emocional. Por lo tanto, la regla número uno es: No llevar a casa los problemas del trabajo ni lo que sea que hayas vivido fuera de ella.

Haga de la comunicación su mejor aliado

Como le decía hace unos instantes TODO es cuestión de actitud, en vez de llegar a discutir con los niños porque no hicieron la tarea u otros deberes asignados, en vez de acusar a su pareja de ser un desconsiderado y todo lo demás, abrácelos y dígales la falta que le hicieron, luego cuénteles con detalles todo lo que vivió en el día, de esta manera estará fomentando buenas relaciones con los suyos. Conversar le servirá para drenar y despejarse de toda molestia, aparte de crear lazos de empatía con su familia.

Exija con respeto y consideración

La regla número tres es súper importante, y ésta consiste en nunca sacar en cara el esfuerzo que usted hace a diario para llevar el sustento a casa. Jamás utilice frases como “Me parto el lomo para traer comida a la casa”. Cuando decidimos vivir en pareja debemos tener claro que los gastos y el sustento del hogar son nuestra responsabilidad y en ninguna forma debe utilizarse esta tarea como un recurso de defensa ante el cansancio y la insatisfacción. Para que su hogar no sea un ring de boxeo establezca reglas claras para cada uno de los integrantes y por favor ¡No las quebrante!, si uno de los miembros de su familia incumple por ejemplo en el lavado de los “platos sucios”, recuérdele su obligación sin faltarle el respeto ni echarle en cara que la casa es suya y que usted es quien manda allí.

Evite asumir, hágase el favor de preguntar

En casa a veces la rutina nos hace comer a una misma hora, ver el mismo canal de TV y acostumbrarnos a que los hijos y la pareja lleguen a una determinada hora. Sin embargo, no sabemos que les puede estar pasando a nuestros familiares afuera. Si su pareja no ha llegado a la hora acostumbrada no asuma que le está siendo infiel, si su hijo/a no ha llegado del colegio no asuma que está en malos pasos, esto le hará formarse un problema imaginario que después se puede convertir en algo real. Cultive la virtud de la paciencia y ¡hágase el favor de preguntar! No reclame sin tener pruebas de algo, no acuse ni señale injustamente.

Espero que estos consejitos te sirvan, hasta la próxima!

domingo, 15 de abril de 2018

¿NOS CASAMOS O VIVIMOS JUNTOS?


¿NOS CASAMOS O VIVIMOS JUNTOS?


Todo en la vida evoluciona, todo cambia, todo varía y el matrimonio no ha escapado de esta serie de transformaciones. ¿Pero qué tan buenos han sido los cambios sufridos dentro de esta institución?

Quizás para muchos el matrimonio es una institución pasada de moda, que solo genera molestias desde el mismo instante en el que se intenta formalizar así como a la hora de su disolución, sin embargo; su definición se mantiene pese a los diferentes ideales que se puedan tener: La familia es y seguirá siendo la base fundamental de la sociedad y si las bases de un edificio fueron mal elaboradas, ¿tarde o temprano no se desbaratará?

La sociedad se desbarata y todos echan la responsabilidad sobre los gobiernos de turno, pero mientras no existan equipos sólidos conformados por un padre y una madre, amando, formando y educando hombres y mujeres seguirá en aumento el alto índice de delincuencia, los embarazos a temprana edad, las enfermedades de transmisión sexual, la deserción escolar, figura paterna ausente y por supuesto la excesiva ausencia de valores, ética y moral en nuestra sociedad.  En una encuesta que realizamos, al preguntar por qué preferían vivir juntos, en lugar de casarse, los jóvenes citaban las siguientes razones:

Para conocerse mejor
Miedo al fracaso
No es necesario un papel para demostrar el amor

Resultados que surgen de tres factores bien importantes: culpabilidad, temor y percepción equivocada.

Culpabilidad

El divorcio no solo lo experimenta la pareja, los hijos también sufren muy de cerca las consecuencias de la separación de sus padres. Cuando no se ofrece al niño una explicación que él sea capaz de comprender, éste asumirá que tiene responsabilidad en la separación de sus padres. Este tipo de culpa negativa dificulta no solo la toma de decisiones sino que inexplicablemente lleva a cometer en la mayoría de los casos los mismos “errores” que se pretenden evitar. El que experimenta abandono terminará abandonando o con un miedo excesivo a ser nuevamente abandonado. La idea de “conocerse mejor” no proviene de una moda de esta generación, son consecuencias de experiencias vividas dentro del hogar que marcaron de alguna forma la vida de nuestra juventud actual.

Miedo al Fracaso

El miedo al fracaso no es más que la indisposición para intentarlo una y otra vez. Tengamos presente que el niño no aprende lo que usted dice sino lo que usted hace. Cuando se proviene de un hogar donde se exigió demasiado y se esperaron resultados inmediatos no habrá la tolerancia suficiente que se necesita dentro de cualquier relación. El joven está en busca de la persona perfecta o por lo menos que evolucione al ritmo de sus exigencias, por ende, el matrimonio es sinónimo de fracaso.

Falsa percepción del amor

Los hijos de padres divorciados aprenden equivocadamente que el amor está condicionado. El amor para ellos es una especie de carrera de obstáculos donde obligatoriamente se deben cumplir una gran cantidad de requisitos para ser merecedores del mismo, de lo contrario no se ama lo suficiente y por lo tanto se puede concluir quién merece o no tu compañía. El amor se percibe desde un punto de vista novelístico en el que sus principales protagonistas son capaces de escalar montañas, derribar murallas, matar grandes monstruos y acabar con todos los “malvados” que pretendan “matar el amor” que ambos sienten.

No obstante, el amor es una decisión que incluye una serie de elementos que le convierten en un ente inmortal. “El amor no hace nada indebido, no busca lo suyo propio, no es orgulloso ni egoísta, no es jactancioso, no guarda rencor, no tiene envidia. El amor es paciente, no se enoja por cualquier cosa, no se pasa la vida recordando lo malo que otros le han hecho. El amor todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta” (Extraído de las Santas Escrituras, 1 Corintios 13). El verdadero amor no muere, en realidad es apagado por aquellos que no creen en él porque tienen su visión distorsionada. Atrévete a conocer el verdadero amor sacando de ti la culpa, el miedo y esa imagen borrosa y falsa del amor.

sábado, 31 de marzo de 2018

CAMPAÑA DE SOLIDARIDAD POR EL MÁS NECESITADO


Campaña de Solidaridad por el más Necesitado
#NoLoTiresDonalo


En los meses de abril y mayo Fundación Jezreel estará llevando a cabo la primera “campaña de solidaridad por el más necesitado”, esta jornada consiste en recolectar la mayor cantidad de ropa, zapatos y juguetes para niños y niñas en edades comprendidas entre los 0 a 13 años.

El objetivo de esta campaña va enrumbado a la ayuda de familias de muy bajos recursos en la ciudad de Caracas. ¿Quiénes pueden participar? Todos aquellos que tengan ropa, zapatos y juguetes en buen estado que se les pueda dar un segundo uso.

Condiciones para tu contribución

  • Ropa, juguetes y calzado en buen estado, si ya no se puede usar no lo dones.
  • El material a donar debe estar limpio, doblado y guardado en bolsas, de esta manera evitaremos que tome mal olor.
  • Recibiremos donaciones solamente de lunes a jueves en horario de oficina y hasta el 31 de mayo del año en curso.


¡Anímate y ayúdanos a ayudar!
 #NoLoTiresDonalo


Si deseas hacer llegar tu donación, escribe al siguiente correo electrónico jezreelfundacion@gmail.com o comunícate a través del (0416) 713.9596

jueves, 29 de marzo de 2018

MIS HIJOS SE DETESTAN ¿QUÉ PUEDO HACER?

MIS HIJOS SE DETESTAN ¿QUÉ PUEDO HACER?
Por Adilet Fermín


Las peleas entre hermanos siempre serán “algo normal” y pueden suceder por las cosas más simples e insignificantes. Éstas pueden surgir desde el simple deseo de ver un determinado canal de tv, un programa preferido, un espacio en la cama de mamá y papá, un juguete (y no precisamente el preferido), una golosina o una prenda de vestir. En resumidas cuentas las peleas entre hermanos siempre son de carácter territorial, todos venimos a este mundo con un propósito y con un espíritu innato que nos impulsa a “competir” para “sobrevivir”.

Desde el mismo instante de nuestra concepción entramos en una lucha por obtener el primer lugar, ese que nos llevará a conquistar ese óvulo que nos preparará para venir a la tierra. Desde antes de nacer somos grandes conquistadores y ese espíritu de lucha permanecerá en nosotros hasta que muramos. Los padres son los primeros responsables de nuestra formación y parte de esa formación consistirá en que nunca nos convirtamos en personas egoístas, envidiosas y detestables no solo para nuestros hermanos, sino para el mundo en general.

DE DÓNDE SE ORIGINAN LAS RIVALIDADES

Quisiera decirles que las riñas entre hermanos son ocasionadas por factores externos pero lamento decir que es en el mismo núcleo familiar donde se originan estas rivalidades. A continuación alguna de las causas por las cuales sus hijos se podrían estar detestando:

a)     Diferencia de Edades

Cuando existe una diferencia significativa de edad entre los hermanos suele despertarse un celo en el o los hermanos mayores y esto se debe al cambio de necesidades que surgen al entrar un nuevo miembro a la familia. Ahora mamá y papá necesitarán ayuda en los quehaceres del hogar, por ejemplo, y el niño o niña que quizás estaba acostumbrado a ser el rey o la princesa de la casa se verá en el aprieto de realizar cosas en el hogar que nunca antes realizó; lo que no solo le hará sentir desplazado sino decepcionado.

b)     La evasión de compromisos y responsabilidades

Hay un error común que cometen muchos padres y es precisamente el evitarle al niño responsabilidades dentro del hogar. Cuando el niño o niña son criados como príncipes y princesas que no pueden realizar ciertas tareas dentro del hogar, indirectamente se les está enseñando que son merecedores de todo, lo que más tarde hará que sus pequeños se vuelvan personas egoístas incapaces de sentir compasión o empatía ante las necesidades del otro. Y esto mi querido lector, lo incluye a usted, al mundo exterior y a los demás miembros de su núcleo familiar. Todo lo que exterioriza un niño en su conducta lo aprende en casa, de manera bien intencionada o no cada una de sus acciones está siendo observada detalladamente por niños que más tarde le imitarán.

c)     Comparaciones

Cada uno de nosotros ingreso a este rico universo con un gran propósito y con dos grandes paquetes: uno de talentos y otro de debilidades. Su responsabilidad como padre será descubrir cada uno de esos talentos en sus hijos e impulsarles a través de la sana motivación y palabras de afirmación para que puedan cumplir su misión en esta tierra. Usted no es padre de un hijo brillante y de otro con defectos de fábrica, usted es el padre de un gran escritor, beisbolista, ingeniero, chef, panadero, cantante o cualquiera sea la profesión que sus hijos (as) elijan y cabe destacar que ellos no han venido a este mundo para cumplir sus sueños personales sino la misión que le fue delegada desde arriba. Imponer en sus hijos su profesión soñada no solo es un acto egoísta sino un mutilador de sueños y propósitos.

d)     Preferencias

Ningún padre es capaz de admitir que siempre habrá un hijo con el cual siente mayor apego o empatía. Las causas de este apego afectivo pueden ir desde un embarazo complicado hasta una especie de “camaradería por igualdad de personalidad”, ¿Nunca ha escuchado por ejemplo, padres que se colocan a favor de uno de sus hijos porque piensa y actúa igual a él? Este pequeño acto de “orgullo santo” no solo puede despertar celos en sus otros hijos sino sentimientos de envidia y competitividad negativa entre ellos. Por otro lado, hay madres que tienen hijos de varias uniones y dan la vida por el hijo de aquel hombre al que creen haber amado más. Igualmente, hay padres que al unirse a una nueva pareja dejan de lado la relación con los hijos de las uniones anteriores para darle el primer lugar a su nuevo “hijito”, creando grandes resentimientos entre hermanos. Sé que no ha sido su intención, pero si desea que sus hijos sean amigos debe revisarse y modificar ciertas actitudes que puedan estar provocando en sus hijos grandes diferencias.

e)     Hijos de padres diferentes

Otra de las causales de rivalidades entre hermanos es el hecho de provenir de diferentes hogares. ¿Cómo se expresa ante sus hijos de su antigua pareja? Si sus hijos se detestan debe revisar qué tipo de mensajes está enviando. Para cada niño su padre es un héroe y si usted constantemente hace comentarios negativos sobre su pareja anterior, créame que sus nuevos hermanos también lo harán.

f)      El Ejemplo

Antes de hablar, antes de actuar, antes de hacer cualquier cosa SIÉNTASE PROFUNDAMENTE VIGILADO; ¡sí! Sus hijos les están observando y más tarde que temprano terminarán imitando su conducta. ¿Cómo resuelve usted sus conflictos conyugales? ¿Cómo actúa ante los momentos de presión? ¿Es usted una persona excesivamente intolerante, gritona y malhumorada? Pues sus hijos resolverán sus conflictos de la misma forma en la que usted los resuelve. Repito, TODO, absolutamente TODO se aprende en casa, así que si sus hijos tienen conductas continuamente agresivas entre ellos es tiempo de realizarse un concienzudo autoanálisis y cambiar lo que se tenga que cambiar.

¿QUÉ HACER?

  1. Sus hijos mayores no tienen el deber de asumir responsabilidades que les corresponden única y exclusivamente a ustedes como padres. No haga del nuevo miembro del hogar una carga, más bien confórmeles como un equipo.
  2. Antes de exigir a su hijo o hijos mayores que le ayuden pídalo de forma amable y agradezca luego que lo hagan.  
  3. Delegue en sus hijos responsabilidades dentro del hogar de acuerdo a la edad. Hágale parte de las necesidades existentes, enséñele a tener empatía ante las situaciones difíciles.
  4. Nunca le diga a su hijo que su nuevo hermano viene a quitarle “el puesto”. Recuerde que cada uno de nosotros nació con un propósito y por lo tanto nuestro puesto acá en la tierra es único y nadie no los puede quitar.
  5. Reconozca las habilidades y talentos de sus hijos, exalte las virtudes y ayúdele en el fortalecimiento de sus áreas débiles. Brinde a todos sus hijos un trato igualitario.
  6. Es normal que sus hijos a veces tengan diferencias, pero si las diferencias son continuas al punto de parecer “perros y gatos” es tiempo de intervenir y establecer reglas claras de convivencia entre ellos.
  7. Modifique su lenguaje, sus hijos no imitarán lo que usted dice sino lo que usted hace. Si usted es de los que vive molesto y resuelve todo peleando debe entender que sus hijos aprenderán a resolver los conflictos de la misma forma en la que lo hacen sus padres.  
  8. Siempre dedique tiempo para decirle a sus hijos lo importante que son y lo mucho que les ama. Dígaselo a los pequeños, pero también hágale saber a sus hijos mayores lo orgullosa u orgulloso que se siente de ser su padre.


#LaFamiliaImporta
FUNDAJEZREEL

jueves, 2 de marzo de 2017

Haz que cuente

Todos somos optimistas a la hora de pensar en el día de nuestra muerte, a todos nos parece que nos quedan muchos años por vivir, ¿pero qué pasaría si te enteras que sólo te queda un día de vida? y qué peor aún, si descubrieras que en realidad existe un lugar adonde van los “buenos” y otro al que van los “malos”. ¿Insistirías en vivir de forma irresponsable o te convertirías en el mejor hijo, mejor hermano, mejor padre, mejor madre y mejor todo?

Ahora escuchen esto, ustedes que dicen: «Hoy o mañana iremos a tal o cual ciudad, pasaremos allí un año, haremos negocios y ganaremos dinero». ¡Y eso que ni siquiera saben qué sucederá mañana! ¿Qué es su vida? Ustedes son como la niebla, que aparece por un momento y luego se desvanece. Más bien, debieran decir: «Si el Señor quiere, viviremos y haremos esto o aquello». Pero ahora se jactan en sus fanfarronerías. Toda esta jactancia es mala. Así que comete pecado todo el que sabe hacer el bien y no lo hace. (Santiago 4.13-17 Biblia NVI).

Aquí respetamos la ideología y posición religiosa de todos, sin embargo, la vida misma nos muestra esta gran verdad, “hoy estamos pero mañana quién podrá saberlo”. Haz que tu vida cuente haciendo el bien, a la final si de veras existe un castigo eterno para los que hacen el mal habrás salvado tu vida, y si todo fue una gran manipulación habrás ganado la satisfacción de hacer felices a los que estaban a tu alrededor.

miércoles, 25 de enero de 2017

La mujer y el deporte ¿Debe o no Debe?

El rol de la mujer en la sociedad siempre ha estado definido desde el punto de vista de la familia. Con esa percepción han sido criadas y formadas bajo un patrón establecido: casarse, formar un hogar, educar a sus hijos, atender a su pareja, ser guardián y custodia del más mínimo detalle en el hogar.

Obviamente ese patrón de conducta ha ido cambiando con el paso del tiempo y la mujer ha pasado a conquistar espacios que eran impensables y hasta prohibidos para ellas, por ser considerados exclusivos para el hombre.

Por lo general siempre prestamos más atención a mujeres profesionales que ocupan cargos y roles de alto perfil en grandes organizaciones. Mujeres por cuyo profesionalismo, inteligencia e intuición han obtenido grandes éxitos en sus carreras.

Sin embargo, más allá de las carreras universitarias actuales, hay muchas mujeres que se destacan por sus grandes hazañas y éxitos en otro ámbito: el deporte. En nuestro país tenemos grandes talentos deportivos femeninos, que han puesto el nombre de Venezuela en lo más alto del podio, tanto dentro como fuera de él.
En el Zulia, de la vieja guardia, tenemos a Elsa Antúnez, conocida como la “gacela negra” del atletismo regional, quien brilló a finales de la década de los 60, 70 y hasta mediados de los 80, como una extraordinaria atleta que fue líder en las pistas nacionales e internacionales. Lo que le valió ingresar al Salón de la Fama del Atletismo Venezolano.

Otra zuliana destacada es María Elena Giusti, en la especialidad de nado sincronizado y quien participó en las Olimpiadas de Seúl 88, Barcelona 92 y Atlanta 96. Con grandes actuaciones en esta disciplina, María Elena también fue honrada al ser incluida en el Salón de la Fama de la Natación Venezolana.

De la nueva generación, en atletismo, tenemos a Nercely Soto, quien participó en las recientes Olimpiadas de Rio 2016, donde logró llegar a las semifinales en los 200 metros planos. Nercely también tuvo actuación en Londres 2012, y en el año 2016 se convirtió en campeona del XVI Campeonato Iberoamericano de Atletismo.
Y si vemos al resto del país tenemos un grupo selecto de mujeres que destacan en lo deportivo: Yulimar Rojas, Stefany Hernández, Andreina Pinto, Jessica López, Alejandra Benítez, Milka Duno, Deyna Castellanos, y muchas más.

A pesar de que estamos en pleno siglo XXI, todavía se sigue intentando minimizar su presencia y actuación en las canchas deportivas, pero todas ellas logran brillar en cada una de las disciplinas que practican.

Me pongo a pensar en cada mujer deportista que hay, y en que ellas deben compartir su rol de madres, amigas, hermanas, hijas o esposa, con el hecho de hacer un deporte de forma profesional o como entretenimiento. En este punto no es fácil ser deportista profesional porque implica hacer sacrificios, concentrarse en desarrollar y mejorar las técnicas, además de mantener una rutina de entrenamiento, de alimentación, y lo que es más difícil: estar lejos de la familia y los amigos por largos periodos.

Estar lejos de casa, una cuestión que se critica, ya que, la mujer “es del hogar y los hijos”. Una actitud, que como ya dije, ha impuesto la sociedad para volver sumisa y obediente a la mujer.

Así se pensaba en los siglos pasados. La mujer cambio los tacones por los zapatos goma, y sale a realizar actividad física, a montar bicicleta, a hacer yoga y hasta deportes extremos.

Y esto en muchos casos no ha sido impedimento para que se pueda tener hijos, formar un hogar, ser profesional. Que es más aun gratificante cuando se cuenta con el apoyo, respeto y compresión de la familia.

Al final la mejor recompensa de tanto esfuerzo y sacrifico, no solo es la satisfacción de competir para ganar títulos y medallas representando a su país. También se convierte, en un beneficio que nos permite elevar nuestra calidad de vida y así mantener una buena salud física y mental.


Así que chicas, si quieren comenzar a practicar deportes o a realizar una actividad física, no lo piensen mucho, que esto también nos puede ayudar a ser más astutas y exitosas en el mundo de los negocios y empresarial.



Escrito por:
Marylee K. Blackman
Maracaibo, Zulia